Entrenamiento mental (訓練 精神的)

Posted on

Cuando entrenas artes marciales siempre hay dos claros bandos; Tori (el guerrero bueno, quien se defiende) y Uke (el guerrero malo, quien ataca), y con esos dos personajes podemos realizar una enseñanza y un aprendizaje.

Cuando avanzamos en nuestro entrenamiento y tenemos una buena base de conocimiento, llegamos al Randori (乱取り), el término significa literalmente “el caos de tomar ”o” agarrar la libertad “, lo que implica una libertad de la práctica que a menudo se refiere al combate de uno-a-uno, donde los artistas marciales tratan de resistir y contrarrestar las técnicas de cada uno indistintamente, sin un claro papel a desempeñar, tan pronto te estás defendiendo como que estas atacando.  Ahí tenemos un gran problema, que es cuando el oponente ya no solo cumple su “papel” de Uke, sino que además también puede atacarnos con la intención de superarnos, entonces ambas personas se convierten en dos Toris. Y al igual que la emblemática representación japonesa de las puertas tradicionales, ambos contendientes se mantienen de igual manera a distancia, observándose, respetándose y estudiando cómo realizar el combate.

Toris

Las cosas ya no son tan fáciles como cuando practicas técnica. De igual modo la cosa se va complicando cuando en ese enfrentamiento aparecen armas, de distinto tamaño, con las que utilizar a diferentes distancias, armas ocultadas por nuestro adversario… Y la situación sigue evolucionando, de tal modo que cuando ya has practicado como enfrentarte a un adversario que no asume el papel de Uke, sino que desarrolláis un randori, y además sabes utilizar diversos tipos de armas, sabes desarmar a tu adversario, e incluso utilizar sus armas en su contra, tu instructor te enseña que también debes prestar atención a tu entorno, para lo cual se practica el enfrentamiento contra varios adversarios…

De esta manera no pierdes el respeto por alguien que te intenta agredir, pero tampoco le prestas tanta atención, puesto que hay otros adversarios que también intentan atacar a la vez.

Omae

Dominar estos enfrentamientos te pueden llevar mucho tiempo de entrenamiento, pero una vez que dominas estas técnicas, debes seguir avanzando en tu formación, es entonces cuando abandonas la comodidad del tatami y la cambias por la naturaleza. Un dojo aporta un lugar de entrenamiento en un entorno controlado y seguro, pero crea una falsa sensación de seguridad, puesto que las técnicas aprendidas en el dojo debes aprender a interiorizarlas en ti mismo de manera que haya donde tu vayas y vistas con la ropa que tengas, puedas ser capaz de realizarlas, el Gi o kimono de entrenamiento no es un disfraz que te transforme, aunque al comienzo de tus primeros entrenamientos así sea, debes tomar conciencia de la ropa, equipación, herramientas, armas y entorno que te rodea, para poder ser conscientes de posibles ataques y de donde y como podrías defenderte, esto creara una base de entrenamiento mental.

Cuando los instructores sacan a los alumnos a la naturaleza se da un gran paso en el aprendizaje, puesto que el suelo ya no es llano y blando, hay irregularidades, piedras, resbala, puede ser tu mejor amigo o tu peor enemigo, aprendes a adaptarte al entorno, para luego utilizarlo a favor de tu estrategia, arboles, tierra, el sol…

Se podría decir que el entrenamiento en la naturaleza es el penúltimo paso para tu preparación para un enfrentamiento real. ¿Cuál es el último paso…? Tu lugar de residencia, donde trabajas, por donde te desplazas a diario, da igual que sea campo o ciudad, que sea andando por un bulevar o una oscura calle de noche, que viajes en transporte público o en tu propio vehículo, ya has alcanzado un nivel de autoaprendizaje que hace que desarrolles tu capacidad de adaptación al entorno que te rodea.

Recuerda que las artes marciales son el camino de la defensa personal, y a menos que tengas una necesidad real de supervivencia, no puedo entender esa necesidad enfermiza de la gente por querer aprender a dañar e incluso saber cómo poder matar a una persona, ¿te has preguntado para qué quieres tu saberlo…?.  Los instructores deberían de ser responsables y explicar a sus alumnos cuando realicen las técnicas, que existe una gran diferencia entre defenderse de un adversario en nuestra época actual, y el realizar una técnica al más puro estilo tradicional, y con eso me refiero a la realización de esa técnica como se hacía en las batallas y guerras, es decir, generalmente se acababa con la vida del oponente o se le producían grandes lesiones, pero porque eso era un combate real, eran épocas de guerra y supervivencia, lo cual no quiere decir que los alumnos se encuentren en esas mismas condiciones hoy en día, deberían enseñárseles a diferenciar esas terminaciones de las técnicas (Henka), para que fueran lo menos lesivas posibles y sobre todo cuidando de preservar la vida humana. Dañar o matar a alguien es terriblemente fácil, demasiado… lo malo es que la vida no es como en las películas, después vienen consecuencias, como todo en la naturaleza, hay acción y reacción, así pues tendrás a la policía siguiéndote por el delito que hayas cometido, puede que incluso la persona que has lesionado o su familia y amigos también te persigan con ganas de venganza, y seguramente tu cerebro te lo recordará todos los días de tu vida, y ¿para qué…?, ¿qué necesidad tienes…?, ¿sabes el alcance real de lesionar o matar a alguien…?. La gente practica muchas técnicas, aprende a manejar muchas armas y entrena duramente su cuerpo para prepararlo para el combate, pero nadie te prepara, ni tú mismo, para las consecuencias psicológicas de un enfrentamiento real.

La próxima vez que entrenas debes tener presente el entorno que te rodea, aun cuando estés en el dojo, debes evitar lastimar a tus compañeros de entrenamiento, porque si no tienes cuidado, eso mismo puede suceder en la vida real, que mientras combates a tu adversario puedes lesionar a inocentes. Cuando entrenes en la naturaleza, por favor, ten presente dos cosas muy importantes; la primera, ten precaución al organizar tu entrenamiento, controla a tus estudiantes o cuida de tus compañeros de entrenamiento, ten cuidado de no lesionarte o lesionar a tu compañero, porque los servicios de emergencia (sanitarios o rescate), puede que tarden mucho en localizaros y asistiros, y segundo, cuida la naturaleza y el lugar donde vayas a practicar, recuerda dejarlo en iguales condiciones de cómo lo encontraste e incluso mejorarlo.

 

  • Juan Pedro Fornés Nogueira.
  • Siempre alumno, a veces superviviente…

 

Historia Zen sobre la Concentración

Después de ganar varios concursos de arquería, el joven y jactancioso campeón retó a un maestro Zen que era reconocido por su destreza como arquero. El joven demostró una notable técnica cuando le dió al ojo de un lejano toro en el primer intento, y luego partió esa flecha con el segundo tiro. “Ahí está”, le dijo al anciano, “¡a ver si puedes igualar eso!”. Inmutable, el maestro no desenfundo su arco, pero invitó al joven arquero a que lo siguiera hacia la montaña. Curioso sobre las intenciones del viejo, el campeón lo siguió hacia lo alto de la montaña hasta que llegaron a un profundo abismo atravesado por un frágil y tembloroso tronco. Parado con calma en el medio del inestable y ciertamente peligroso puente, el viejo eligió como blanco un lejano árbol, desenfundó su arco, y disparó un tiro limpio y directo. “Ahora es tu turno”, dijo mientras se paraba graciosamente en tierra firme. Contemplando con terror el abismo aparentemente sin fondo, el joven no pudo obligarse a subir al tronco, y menos a hacer el tiro. “Tienes mucha habilidad con el arco”, dijo el maestro, “pero tienes poca habilidad con la mente que te hace errar el tiro”.

 

Source : http://budobuta.wordpress.com/2014/04/03/entrenamiento-mental-%e8%a8%93%e7%b7%b4-%e7%b2%be%e7%a5%9e%e7%9a%84/

Advertisements

Leave a Reply

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s